jueves, 15 de noviembre de 2007

El poder de la mirada.




Cuando conocimos el póster oficial de "No Country for Old Men" creo que a todos nos despertó la sensación de poco original, pero impactante, desde luego. Su éxito de atención radica, como es obvio, en la mirada fría e impasible de Javier Bardem presidiendo toda la obra. Este recurso publicitario ha sido muy bien empleado por el mundo del cine, en general, y por Hollywood, en particular. Aquí os dejamos unos ejemplos de como los ojos hablan: "Marathon Man"(1976), de John Schlesinger; "Amadeus" (1984), de Milos Forman; "Los intocables de Elliot Ness" (1987), de Brian de Palma; "El silencio de los corderos" (1991), de Jonathan Demme; "Las mujeres perfectas" (2004), de Frank Oz; "El último rey de Escocia" (2006), de Kevin McDonald y, por supuesto, "No Country for Old Men" (2007), de Joe & Ethan Coen.