lunes, 4 de febrero de 2008

Sorpresas... los Goyas te dan sorpresas...

"La Soledad", uno de los films más pequeños de casi todos los nominados en cualquier categoría, llegó a las nominaciones casi de tapadillo, sin hacer ruido y auto-convencida de sus pocas probabilidades, se convirtió en reina y señora del palmarés y no sólo ahí, sino que hizo pleno y se llevó los tres Goyas a los que aspiraba... toda un as revolucionario que los académicos españoles se reservaban frente a un año tan decepcionante como el 2007 y que parecía predestinado a que fuera solapado por un rotundo respaldarazo a "El orfanato"; sin embargo, los votantes han preferido girar su mirada hacia un drama íntimo y, de paso, reconocer a su director, Jaime Rosales, que con su 2º largometraje ha sabido colocarse en primera línea y superarse tran su magistral debut "Las horas del día" (2003).
"El orfanato", de todos modos, se posiciona como la máxima recaudadora de premios, con un total de siete, aunque la mayoría sean en apartados técnicos, destacando, sobre todo el de director novel, para Juan Antonio Bayona, y guión original, cuyo regusto nos sabe a premio de consolación. La 2ª película más nominada, "Las 13 rosas", barre con cuatro Goyas: actor de reparto, fotografía, banda sonora (muy merecido) y vestuario.
"Bajo las estrellas", "Siete mesas de billar francés" y "[REC]" ganan dos Goyas, cada una. Félix Viscarret no logra el de Mejor Dirección Novel, pero sí el de Mejor Guión Adaptado y el de Actor Protagonista para un San Juan en estado de gracia. Gracia Querejeta no convence ni como directora ni guionista y tiene que ver en sus actrices el galardón a su trabajo. Por último, "[REC]" se lleva dos de tres (montaje y Actriz Revelación).
Las grandes derrotadas de la edición se reducen a "Oviedo Express", "Mataharis" y "Luz de domingo" cuya soledad se hace patente.
Por último, en este repaso a lo ocurrido anoche, nos detenemos en las actuaciones premiadas: vivimos gran justicia al ver coronados a Maribel Verdú y Alberto San Juan como mejores protagonistas que en el mejor momento de sus carreras respectivas se consagran y les dan su primer "cabezón".
En actores de reparto, todo lo contrario, los votantes se decantaron por la veteranía y eligieron como mejores interpretaciones las de la gran Amparó Baró y José Manuel Cervino, éste último, inesperado, pues se esperaba que estaría la cosa entre Arévalo y Larrañaga; sin duda, con el Goya al actor canario, también se premia a uno de los mejores repartos del año como el de "Las 13 rosas".
Las revelaciones del año quedaron presididas por la televisiva Manuela Velasco y el hipnótico José Luis Torrijo; mientras que en dirección novel Juan Antonio Bayona fue justamente remiado.